Viernes, 12 Julio 2013 19:43

El caso Pirelli (3ª parte)

Publicado en Artículos
 
Los test de Barcelona

 

El otro equipo en liza con la cuestión de los neumáticos era Mercedes. El equipo dirigido por Ross Brawn a diferencia que Red Bull ya había tenido problemas considerables para entender los neumáticos en temporadas pasadas. Por los resultados obtenidos entendemos que evolucionaron aumentando el downforce del coche, lo que unido a una extraordinaria velocidad punta perfilaba al W04 como un monoplaza contundente para afrontar la nueva temporada. Pero el desarrollo en este sentido fue en claro detrimento del entendimiento de unos neumáticos exprofesamente diseñados para aumentar su degradación.

 

El 16 de mayo de 2012, Pius Gassó (@piusgasso) alias de un aficionado que vive en las cercanías del trazado de Montmeló, publicó un tweet en que informaba a sus seguidores que escuchaba lo que a él, además de aficionado devoto al motorsport, experimentado vecino de uno de los circuitos de carreras más activos de España, le parecía un F1. Tras decidir investigar la fuente del sonido, este asiduo al Circuit se vio sorprendido por la negativa de acceso a los alrededores por parte del personal de seguridad y sobre todo por las explicaciones dadas.
 

 

  @PiusGasso
 
  
Finalmente Pius Gassó consiguió cazar al monoplaza que rodaba por el trazado catalán y con mucho criterio dejó bien claro que pudiendo tratarse de un F1 era posible que se fuese un ejemplar de temporadas anteriores pintado con el esquema actual por cuestiones promocionales, algo bastante frecuente.

 

Pero el 26 de mayo, la noticia corrió como el fuego. Al parecer, el mismo Charlie Whiting, en Mónaco , durante el briefing con los pilotos y “en un lapsus” informó de los nuevos resultados referentes a las temperaturas óptimas de rendimiento de los neumáticos en base a los test de Barcelona realizados por el equipo Mercedes.

 

De forma inmediata, la Scuderia Ferrari y Red Bull Racing presentaron una reclamación ante los comisarios de la FIA por una supuesta infracción del artículo 22.4h del Reglamento Deportivo:

 

h) Entre el comienzo de un período de 10 días que precede al comienzo del primer evento del Campeonato y el 31 de diciembre del mismo año, con las siguientes excepciones:

 

i) Un día de entrenamiento de prueba de tres jóvenes pilotos llevado a cabo en una fecha y lugar aprobado por la FIA, previa consulta con todos los equipos. Ningún piloto que haya competido en más de dos carreras del Campeonato del Mundo de F1 podrá participar en esta prueba y todos los politos deberán estar en posesión de una Licencia Internacional A.

 

ii) Cuatro únicos días de pruebas aerodinámicas realizadas con aprobación de la FIA entre el 1 de febrero del año en curso y el inicio de la última prueba del Campeonato, en línea recta o en sitios con radio constante. Cualquiera de estos días puede ser sustituido por cuatro horas de pruebas en el túnel del viento a gran escala que se lleven a cabo en un período de 24 horas.

 

iii) Si un equipo declara que uno de sus pilotos actuales tiene que ser sustituido por un piloto que no haya participado en una carrera de F1 en los dos años naturales anteriores, será permitido un día de prueba en pista en un período de diez días antes de inicio del segundo evento y antes del último del Campeonato. Debe tenerse en cuenta lo siguiente:

 

- Sólo puede ser realizada por el nuevo piloto y no se puede organizar en un circuito del Campeonato del año en curso.
- Sólo puede ser realizada 14 días antes de la sustitución y 14 después de que esta haya sido realizada.
- Si un equipo, habiendo declarado la sustitución del piloto, realiza la prueba, no introduce el cambio del nuevo piloto, será penalizado con una reducción de un día en los días e prueba de la pretemporada del año siguiente.

 

 
En dicha reclamación, los comisarios informan de su decisión de elaborar un informe para que la FIA reporte el caso al Tribunal Internacional.

 

Ferrari, sin apenas darse cuenta, se encontró bajo la lupa de la FIA al haber participado los días 23 y 24 de abril en otros test con Pirelli con un F150. El 6 de junio, la propia Federación Internacional resolvió que no había motivos para presentar cargos contra los de Maranello ante el Tribunal Internacional, ya que estos cumplieron con el artículo 22 del Reglamento Deportivo en todos sus puntos, especialmente importante el 22.1 que especifica que los coches no pueden ser los actuales, del año pasado o del siguiente.

 

El intento de inclusión de Ferrari en el procedimiento contra Mercedes, es interpretado por nosotros como un intento fútil y un tanto mezquino de querer diluir responsabilidades de la marca alemana.
 

 

 F150 fotografiado por Pius Gassó en Montmeló durante los test celebrados entre el 15 y 17 de mayo de 2013
 
 

 

Así mismo, se decide llevar el caso relativo al test de Pirelli y Mercedes los días 15 y 17 de mayo de 2013 en Barcelona ante el Tribunal Internacional de la FIA «porque de la investigación se deduce que las condiciones de este test podrían constituir una infracción de las reglas de la FIA».

 

Mercedes GP, por su parte, dio el beneplácito a la decisión de la FIA para poder «explicar de una manera transparente» ante el Tribunal Internacional el caso de los entrenamientos. «La integridad deportiva es primordial para Mercedes-Benz y tenemos plena confianza en el proceso abierto por la FIA»
 

 

Tribunal Internacional

 

De acuerdo a las evidencias publicadas por el Tribunal Internacional, Charlie Whiting, fue contactado por vez primera por el Director Deportivo de Mercedes, Ron Meadows, el 2 de mayo para consultar la posibilidad de realizar un test de neumáticos utilizando el coche del 2013. Ese mismo día, Ross Brawn también habló con Whiting.

 

Al día siguiente Whiting escribió a Sebastian Bernard, del departamento legal de la FIA, para preguntarle sobre la posibilidad de emplear un monoplaza actual en pruebas con Pirelli.

 

Al consultar Whiting al responsable legal de la FIA, el primero argumentó que el test no lo realizaba realmente un competidor de la F1, sino Pirelli, Bernard consideró que sería correcto. Tras este intercambio de comunicaciones entre Whiting y Barnard, la respuesta a Mercedes fue que “teóricamente” era posible emplear un “coche representativo” siempre y cuando Pirelli invitara al resto de los equipos al test.

 

Mercedes consideró esta notificación como una aprobación dado que Pirelli ya había invitado meses anteriores a la realización de test a otros equipos, aunque en unas circunstancias bien distintas, las tipificadas en el Reglamento Deportivo. En la audiencia la FIA dejó en evidencia a Whiting, su propio responsable, ya que sentenció que las comunicaciones del Director de Carrera eran irrelevantes al haber empleado Mercedes un coche del 2013 en contra lo indicado en el artículo 22.1.

 

Justificó Mercedes además, que durante la prueba, Pirelli no les informó de las características de los compuestos montados, por lo que no pudieron sacar beneficio.

 

Por su parte, Pirelli se basó en el derecho que le concede su contrato de proveedor, por el cual se le permite realizar 1.000 km de test privados de neumáticos con equipos participantes en el Campeonato, con el permiso de la FIA e invitando a los equipos en las mismas condiciones, situación que no se produjo hasta el momento posterior a la presentación de la reclamación a la FIA por parte de Ferrari y Red Bull.

 

Más tarde, Paul Hembery declaró que «Pirelli siempre pidió monoplazas representativos, eso es, con rendimientos comparables a aquellos de los monoplazas que se usan en el campeonato, sin referirse a aquellos que efectivamente se usan en las carreras de 2013» «Mercedes informó a Pirelli que su monoplaza de 2011 no se podía usar y que ya habían contactado con la FIA en relación a la utilización del monoplaza de 2013. No hay duda de que las cuestiones pertinentes al monoplaza fueron de dominio exclusivo del equipo y que se excluyó a Pirelli».

 

El 21 de junio el Tribunal Internacional formado por el británico Edwin Glasgow, el estadounidense Christy Harris, el suizo Patrick Raedersdorf y el británico Anthony Scott Andrews impuso una amonestación a Mercedes y la prohibición al equipo a tomar parte en los tres días de test para pilotos jóvenes.

 

Así mismo, se estipuló que las costas del proceso serían pagadas por la FIA, Mercedes y Pirelli. La resolución fue cuando menos sorprendente al declarar el mismo tribunal que no encontraba "indicios de mala fe" en la actuación de Mercedes, la cual estuvo especialmente preocupada en aclarar que se trataron de unos test privados y no secretos.

 

No entendemos estas declaraciones teniendo en cuenta las circunstancias debería haber sopesado el tribunal:

 

Mercedes empleó un monoplaza la temporada vigente y con neumáticos de carrera, violando así el artículo 22.1 del Reglamento Deportivo de la Fórmula Uno.

 

22.1 Será considerada prueba de pista cualquier tiempo rodado por un competidor que no forme parte de un evento en el campeonato, con coches que se ajusten sustancialmente a los reglamentos técnicos de los Fórmula 1 actuales, además del año anterior o posterior. La única excepción es que a cada competidor se le permiten hasta ocho eventos promocionales, llevados a cabo utilizando neumáticos previstos específicamente para este fin por el proveedor designado para una distancia máxima de 100 kms por evento.

 

 

Violó el artículo 22.4h del Reglamento Deportivo de la Fórmula Uno que regula los días de test.

 

h) Entre el comienzo de un período de 10 días que precede al comienzo del primer evento del Campeonato y el 31 de diciembre del mismo año, con las siguientes excepciones:

 

i) Un día de entrenamiento de prueba de tres jóvenes pilotos llevado a cabo en una fecha y lugar aprobado por la FIA, previa consulta con todos los equipos. Ningún piloto que haya competido en más de dos carreras del Campeonato del Mundo de F1 podrá participar en esta prueba y todos los politos deberán estar en posesión de una Licencia Internacional A.

 

ii) Cuatro únicos días de pruebas aerodinámicas realizadas con aprobación de la FIA entre el 1 de febrero del año en curso y el inicio de la última prueba del Campeonato, en línea recta o en sitios con radio constante. Cualquiera de estos días puede ser sustituido por cuatro horas de pruebas en el túnel del viento a gran escala que se lleven a cabo en un período de 24 horas.

 

iii) Si un equipo declara que uno de sus pilotos actuales tiene que ser sustituido por un piloto que no haya participado en una carrera de F1 en los dos años naturales anteriores, será permitido un día de prueba en pista en un período de diez días antes de inicio del segundo evento y antes del último del Campeonato. Debe tenerse en cuenta lo siguiente:

 

- Sólo puede ser realizada por el nuevo piloto y no se puede organizar en un circuito del Campeonato del año en curso.
- Sólo puede ser relaizada 14 días antes de la sustitución y 14 después de que esta haya sido realizada.
- Si un equipo, habiendo declarado la sustitución del piloto, realiza la prueba, no introduce el cambio del nuevo piloto, será penalizado con una reducción de un día en los días e prueba de la pretemporada del año siguiente.

 

 

No se le facilito a la FIA el programa de pruebas, violando el artículo 22.6 del Reglamento Deportivo de la Fórmula Uno.

 

22.6 No están permitidas pruebas de pista en los sitios que no están actualmente aprobados para su uso por coches de Fórmula 1. Con el fin de garantizar las condiciones de la licencia en todo momento durante las pruebas de pistas se requiere a los competidores para que informen de su programa de pruebas con el fin de que un observador pueda ser designado si se considera necesario.

 

 

En consecuencia al punto anterior, se desconoce si se han violado los artículos 22.2, 22.4b, 22.4c y 22.5 del mismo reglamento.

 

22.2 Las pruebas de pista sólo pueden llevarse a cabo utilizando los coches que han sido sometidos a, y que cumplen los requisitos de las pruebas descritas en los artículos 16.2-6, 17.2-3 y 18.2-9 del Reglamento Técnico de la F1. Además, cualquier coche usado para la prueba de pista debe estar equipado con los paneles descritos en los artículos 15.4.7 y 15.4.8 del Reglamento Técnico de la F1.

 

22.4 b) (No se permiten pruebas) Con más de un vehículo y por día en cualquiera de estas pruebas.

 

22.4 c) (No se permiten pruebas) Antes de las 09.00 o después de las 18:00 en un día cualquiera en cualquier prueba de este tipo.

 

22.5 Durante toda la prueba de pista los coches deben ir provistos con la ECU de la FIA exigida en el artículo 8.2 del Reglamento Técnico de la F1. Sin embargo, el software aprobado por la FIA no necesita ser instalado en la ECU del FIA cuando se están llevando pruebas aerodinámicas de acuerdo con el artículo anterior 22.4 ( c)(iii)

 

 

Todo ello considerando además que en los test no hubo presencia del personal interino del circuito, se cerraron los accesos habituales y los aficionados que se acercaron al circuito fueron informados de que se estaba celebrando un test de Pirelli para la GP2. Mercedes también llevó a todo su equipo de ingenieros, mecánicos y los pilotos titulares emplearon cascos anónimos. Argumentan sin descanso que ellos no han sacado ningún beneficio, aunque los resultados digan lo contrario.
 

 

Tabla comparativa temporada 2013

(Hasta el GP de España 5 carreras, posteriormente 4 hasta Alemania)

  

 
Red Bull
Mercedes
Ferrari
Lotus
Diferencias medias pre/post  GP de España
+3,55 puntos/GP
+13,35 puntos/GP
-10,15 puntos/GP
-8,3 puntos/GP

 

 


 Tendencia de rendimiento

 

 

 

Como simple anédota, la publicación del ambiguo tweet del 16 de mayo a las 9:20 de la mañana, durante las jornadas de pruebas y por parte de Lewis Hamilton que para algunos puede tener la intención de dar a entender que estaba en Estados Unidos.

 

 

 

 

 

Finalmente, Pirelli dio el último toque de esperpento al no reconocerse bajo la competencia del Tribunal Internacional al no ser un miembro federado de la FIA.
 

 

Pirelli suspende los cambios en los neumáticos

 

Pirelli llevó a Montreal los neumáticos con la estructura experimental de la banda de rodadura, supuestamente reforzados con kevlar en lugar de la de acero habitual pero debido al mal tiempo, estos neumáticos no fueron probados convenientemente por los equipos. También decidió aplazar de nuevo los posibles cambios en sus neumáticos hasta después del GP de Gran Bretaña, donde estaba previsto que los estrenara. «Esta decisión se debe al hecho de que los neumáticos nuevos no se han probado adecuadamente, debido a la lluvia que cayó en los libres del GP de Canadá, y que no hubo acuerdo unánime de los equipos de introducir cambios la estructura de los neumáticos », dijo Pirelli en un comunicado.

 

Anunció también los compuestos para los próximos tres grandes premios, más duros que en años anteriores siguiendo la nueva línea de endurecimiento por la que Red Bull no ha puesto más objeciones.

 

Ahora en carrera, los equipos que polemizaron durante meses a causa de los neumáticos, ocuparon los primeros puestos, salvo un sorprendente segundo puesto de Fernando Alonso. Lotus, el equipo que mejor entendía los neumáticos a principio de temporada, unos neumáticos que según el reglamento deben ser presentados el año anterior y no deben sufrir cambios durante el campeonato, acabaron en 9º y 13º lugar, por detrás del Force India o del segundo equipo de Red Bull, Toro Rosso.
 
Etiquetado como

Deja tus comentarios

0 / 1500 Restricción de Carateres
Su texto debería tener menos de 1500 caracteres
terminos y condiciones.
  • No se han encontrado comentarios